LIMITES EN PAREJA

Entre entregarte al otro en la relación y continuar siendo tu mismo hay una finísima barrera. Para ello hay buenos antídotos. El mejor es el buen conocimiento de ti mismo. Conociéndote bien, es más difícil perderse en la fusión de pareja.

¿Cómo te conoces de bien? Una de las mejores formas es tomarte muy en serio. Tomar en serio tus sentimientos, emociones, deseos, necesidades, límites, fronteras. Cuánto más los conozcas más fácil te será estar en pareja.
Te propongo aquí unas sencillas pautas para conocerte mejor y ser más autónomo en pareja:

  • Ø  Establece los límites que necesites en pareja:
Respecto de lo que no quieres aceptar del comportamiento de tu pareja.
Respecto a lo que necesitas que te acepten en pareja.
  • Ø  No tienes por qué tolerarlo todo. Piensa en qué conductas de tu pareja están siendo dañinas o perjudícales para ti y establece tu límite sostenible. Después comunícalo y déjalo claro con tu pareja. Es importante respetarte a ti mismo y vigilar que te respeten.
  • Ø  Se como tú eres, así estás bien. No trates de ser mejor ni ante ti ni ante tu pareja. Con ello consigues según define Satir (1976). “la condición de ser emocionalmente honesto”. Satir habla de “cinco libertades” para conseguirlo:
  •  La libertad para decir lo que uno siente y piensa en vez de lo que uno debería.
  • La libertad para sentir lo que uno siente en vez de lo que uno debería.
  • La libertad para pedir lo que uno desea en vez de estar esperando permiso.
  • La libertad para tomar riesgos por uno mismo en vez de elegir lo que “siempre es seguro”.
  • La libertad de ver y escuchar lo que es en vez de lo que debería ser, haber sido, o será.
  • Ø  Evita la manipulación, tanto la que quieran hacerte como la propia.
  • Ø  Evita la venganza, te va a repercutir a ti en la misma o mayor medida.
  • Ø  Cuando no sepas cómo interpretar algo de tu pareja, pregunta. No interpretes ni la conducta ni las palabras. Tienes derecho a preguntar y puedes aclarar futuros problemas.
  • Ø  Cuando sientas empatía por tu pareja, no olvides decírselo.
  • Ø  Interésate de forma genuina por tu pareja y muestra este interés.

La autonomía en pareja implicaría que seas tú quien decides cómo ser en pareja. No se trata de vivir de forma egoísta, sino de reconciliar diferentes posiciones en un marco de acuerdo mutuo y de compromiso.

Te dejo un pequeño texto de Khalil Gibran sobre la pareja:

“Cantad y danzad juntos, y sed alegres, pero dejad que cada uno esté solo, como lo están las cuerdas de un laúd a pesar de estremecerse con la música. Ofreceros el corazón, pero que cada cual sea su fiel guardián. Porque únicamente la mano de la vida puede contener nuestros corazones. Y erguíos juntos, más no muy próximos: las columnas del templo se plantan firmes y separadas, y la encina y el ciprés no crecen uno a la sombra del otro”.


Autora: Raquel Valdazo, Psicóloga Especialista en Terapia sexual y de pareja. Email: rvaldazo@cop.es; Tfno.: 633311168.

No hay comentarios:

Publicar un comentario